LA CARA A DE LA MATERNIDAD (1ª parte)

Todas sabemos ya que la maternidad no es un camino de rosas (¿quién dijo que lo fuera?). Realmente nada es un camino de rosas en esta vida. Las relaciones familiares, sentimentales, el trabajo, la inestabilidad económica, los problemas de salud, las pérdidas… la vida está llena de altibajos, de momentos bellos y de otros amargos.

Pero, y hablo por mí, la maternidad, a pesar de tener sus sombras, me parece maravillosamente reveladora. Nos hace ser mejor persona, nos ayuda a vencer nuestros miedos, a liberarnos de nuestras mochilas. Nos hace generosas, sin límites. Nos sana en todos los sentidos, porque no hay nada como sentir el abrazo de tus hijos para que las heridas cicatricen en cuestión de segundos.

Ser madre es convertirte en maga. Porque a partir de ahora tus besos cobran más sentido. Porque puedes calmar el llanto más desconsolado con un puñado de ellos. Y puedes aliviar cualquier dolor posando tus labios sobre su frente. Porque de repente tus brazos abrazan diferente. Y tu saliva ya no sabe igual, sabe a churretes.

Y tus ojos… tus ojos brillan de otra forma. Cuando le ves dar sus primeros pasos, cuando le cuentas a todo el mundo que ya tiene 3 dientes, cuando envuelves el regalo de su primer cumpleaños, cuando guardas la vela del 1 en un cajón para abrirlo años después con la emoción a flor de piel. Cuando le ves jugar en el parque y sientes un escalofrío porque te parece que fue ayer cuando te daba pataditas en la barriga. Cuando te dice mamá por primera vez, y “te quiero”… cuando llegan los besos, llenos de babas, donde pille.

La vida te cambia. Ahora eres tú quien cuida, quien consuela, quien arropa. Ahora eres tú el referente. Da miedo. Pero es un miedo hermoso.

La vida te cambia porque algo dentro de ti cambia. Ya no eres la misma. Nunca volverás a serlo.

La maternidad te transforma. Y creo que es la transformación más pura y hermosa que podremos experimentar nunca.

Y sí. Ser madre tiene algunas sombras. Pero sobre todo tiene luz, muchísima Vida y una Luz infinita.

linea

¿Quieres saber lo que opinan otras mamás blogueras?

Continúa leyendo...

La cara A de la maternidad (2ª parte)

Total de visitas Visitas hoy

33 Replies to “LA CARA A DE LA MATERNIDAD (1ª parte)”

  1. Muy deacuerdo en todo lo que dices…pero yo creo que el concepto se crea un poco dependiendo de las circunstancias de cada una…si has de trabajar y conciliar todo, si tiened o no ayuda en los cuidados…padres, hermanos o pareja…la paciencia y lo que te gusten los niños…yo creo que depende mucho de la situación de cada una…
    Personalmente para mí, la experiencia, está siendo tan dura como maravillosa y la verdad es que en la balanza no podria sopesar qué lo está siendo más…mis circunstancias son duras…y creo q mi visión difiere mucho de otras mamás que tienen ayuda y les hace estar más relajadas…pienso que lógicamente la visión de éstas será mucho más positiva…
    No obstante amo a mi hijo por encima de todo, es el motor de mi vida, mis ganas de seguir como sea y MI TODO, mi universo entero y daría mi vida por él sin dudarlo ni un segundo…

  2. Que post más bonito. Llevas toda ma razón ser madre nos transforman. Tiene sus cosas buenas y también hay que decir sus cosas malas pero casi siempre lo bueno supera con creces las cosas que tenemos que dejar de lado. Ser madre nos transforma en mejores personas.

  3. Me encanta leer algo bueno de la maternidad, porque siento que a veces nos centramos en lo agobiante, en esos días difíciles y dejamos de lado todo lo bello que a final del día pesa más, ser madre es totalmente bello, no lo cambiaba por nada del mundo porque la carita de mis hijas llena todo mi mundo y definitivamente no soy la misma desde que me convertí en mamá. Saludos

  4. Tiene que ser muy bonito ser mamá pero yo todavía ando dándole vueltas. Es una decisión difícil para mi. Muchas gracias por todo lo que nos cuentas en tu post.

  5. Me ha gustado mucho tu post, palabras muy bonitas yo le tengo miedo al ser madre nunca me he visto rn la maternidad pero se que un día tendré que superar mis miedos estoy de acuerdo contigo con que el ser madre te cambia ya que aprendes hacer mejor persona, muy buen post guapa. Saludos

  6. Da gusto leer algo positivo de la maternidad porque somos de irnos a los extremos y últimamente todo parecía negativo. Claro que hay luces y sombras, y en el equilibrio está la felicidad. Y quién diga lo contrario es que no lo ha encontrado

  7. Hola! Yo aun no soy mama, aun esta muy lejos ese dia, pero se que ser padres no es nada facil. Supongo que esas noches en las que el bebe no deja de llorar son compensadas cuando te mira y sonrie, pero creo que pare ser mama hay que estar convencida porque tu vida cambia por completo.
    Yo de momento me conformo con ser tia jaja

  8. ¡Hola! Ser madre debe ser algo muy hermoso. Yo aun estoy en el proceso donde siento que no tengo paciencia para tener hijos, pero que si veo a un bebe me provoca tener uno. Esta muy lindo lo que dices, supongo que ser madre al comienzo es difícil, pues uno por mas que lea y aprenda, no esta al 100% preparado, como todo en la vida. Es un camino donde el aprendizaje es continuo. La chispa de querer pasar por eso aun no se enciende, pero uno nunca sabe en un futuro jajajaja.

    Saludos ♥

  9. Me ha encantado tu post, la verdad es que yo aun no pienso en tener hijos y hay momentos en los que digo “mejor no” pero luego leo posts como el tuyo y me dan ganas de tener un hijo, y que digo no solo uno, sino dos o más :p . Saludos.

  10. Para mi la maternidad es una de las mejores cosas que he vivido, soy madre de una niña de 12 años y cada día pienso, cómo ha podido pasar el tiempo tan rápido. Adémas que ser madre y emprendedora me ha permitdo vivir experiencias y situaciones intensas.

  11. Totalmente de acuerdo en lo que dices. Ademas es algo que debe vivirse, sentirse, sin expectativas. El cambio es tan grande que parece imposible y sin embargo les sucede a Todas las mujeres que son madres, no importa donde vivan, no importa su clase social ni sus circunstancias biograficas. Otra cosa es la resistencia que la propia madre ponga a la experiencia, pero justamente debe servirle para crecer. Los hijos son unos maestros excepcionales

  12. ¡Hola! Me ha gustado muchísimo tu entrada y comparto todo lo que dices. Considero que la maternidad es algo maravilloso, que nos hace cambiar por completo como personas y sobre todo, nos mejora. Estoy deseando que me llegue ese momento para poder vivirlo con toda la emoción e intensidad que se merece. Besos.

  13. Es que en eso estamos ¿QUIEN DIJO QUE LO FUERA? Vamos que a mi no me ha venido nada de sorpresa, todo lo contrario, me lo pintaban a veces demasiado negro y sin duda las cosas buenas tienen millones más de peso…
    Me habría encantado participar en tu recopilación, para la siguiente 🙂

  14. la maternidad es una de las cosas más duras y responsabilidades más grandes que hay, maternidad y paternidad, se acabó el poder tumbarte en el sofá cuando quieras, tienes a alguien que depende de ti, a pesar de todos los problemas que puedan encontrarse en el camino, para mi, es una cosa maravillosa y no la cambiaría, bueno quizás por dormir un poco más jajajajajajja, es broma, pero cuando te sonríe se te van todos los males.

  15. Hola nena!!, lindo post, a mi en lo personal la maternidad fue algo completamente fuera de mundo, ya que yo tenía muchísimos años que me habían confirmado que era esteril y no podría tener hijos, así que comprenderás que cuando me enteré que estaba embarazada, no supe como reaccionar y sería mentirte al decirte que mi maternidad ha sido hermosa, pues es muy contrastante, pues una parte de mi estaba feliz y plena, mientras que la otra no lo entendía, y creo que gran parte de mi maternidad a sido así, yo he recurrido a ayuda profesional junto con mi hija para poder mejorar nuestra relación, que aunque no esta mal si necesitamos esa orientación para que las cosas fluyan mucho mejor para ambas. Excelente pos, me ha encantado y me paso a leer la segunda parte.

  16. me gusta tu post….. lo encuentro super sincero y certero….. la maternidad no es fácil….es dura pero como todo en esta vida… hay gente que la pinta muy bien i gente gente que lo pinta fatal…. lo que no tenemos es que criticarnos entre nosotras pk nos hacemos un flaco favor… y de todo esto me quedo con que ser mama de dos es lo mejor que me ha pasado en la vida y lo que no cambiaría jamas

  17. ¡Hola guapa!
    Tienes toda la razón, la maternidad tiene una interminable lista de cosas positivas.
    Una conoce el amor verdadero cuando se convierte en madre. Y es un amor para siempre e incondicional.
    La gran responsabilidad que conlleva impone y no es fácil educar pero cuando vas progresando como madre junto con tus hijos es una gran satisfacción.
    Un beso

  18. Qué post tan bonito, profundo y honesto sobre la maternidad. Me encanta como hablas de ella y de todos los sentimentos que te provoca.
    Sin ninguna duda que la maternidad te cambia de una forma muy profunda y grande y además lo hace para siempre.

  19. Un post muy bonito y necesario en estos tiempos en los que parece haberse puesto de moda el “hate” a la maternidad… Yo no me arrepiento ni un solo segundo de tener a mi pequeña con nosotros, está claro que no es fácil y es un cambio muy brusco en la vida pero desde luego merece la pena todo al verlos felices.

  20. Que bonito leerte. La maternidad es una revolucion y si nos abrimos a lo que viene a enseñarnos es reveladora pero si nuestra sombra es muy grande y no somos capaces de escuchar con el corazon el camino puede ser muy duro y traumatico. Nuestro deber como mujeres creo que tambien es ayudar a las madres que les cuesta mas ver esta cara A para que puedan disfrutar plenamente su maternidad y sus hijos tener madres mas conectadas.
    Muchas gracias por compartir

  21. De acuerdo contigo, no es fácil el día a día de una madre, y todo depende de la actitud con que llevemos nuestra maternidad, si añoramos todo el tiempo nuestra etapa de solteras sin muchas responsabilidades seguramente no vamos a lograr ser felices, creo que hay que vivir el día a día y centrarnos en las cosas buenas que nos pasan, en nuestro logro y nuestro aprendizaje a través de la maternidad.

  22. Hola guapa
    Me gusta mucho este post, es genial que seas sincera porque si, imagino que la maternidad no es todo luz y color, también tiene sus sombras, pero tampoco es todo malo.
    Debe ser mágica esa conexión que se crea cuando eres madre, como bien dices los besos curas y los abrazos son todopoderosos. De repente nos debe de invadir una sensación de orgullo inimaginable y cada pequeño logro del bebe es un gran recuerdo que nunca olvidaremos
    Un besazo

  23. Hola guapa, yo creo que la maternidad es un aprendizaje constante, para el resto de tu vida, es olvidarte casi por completo de ti mismo y centrarte en ese ser que lo es todo para ti y que tantos y tan buenos momentos te da así que sí, tiene sus cosas pero es la mejor experiencia que hay en el mundo o al menos a mí así me lo parece. Muakss

  24. ¡Hola guapa!

    Que texto más bonito de verdad. Se nota que esta escrito desde el sentimiento, muy fuerte y profundo, pero sobretodo sincero. Yo no soy madre, así que no puedo hablar en primera persona del tema, pero imagino lo complicado que debe ser al principio, el acostumbrarse a que una vida tan pequeña dependa de ti, pero tiene que ser muy gratificante. Todos los pequeños logros y detalles de tu nueva vida.

    Un besazo

  25. La maternidad es como todo, tiene sus cosas buenas y malas, y creo que lo suyo es hablar de las dos, no pintarlo todo como un camino de rosas porque no lo es pero tampoco diciendo solo lo malo, como dices hace que se sea mas generoso, nunca se me habría ocurrido eso de que es como ser maga, pero es una buena comparación! una buena entrada, con lo bueno y lo malo pero sobretodo destacando lo bueno.

  26. Qué lindas palabras! Me siento identificada. La maternidad nos atraviesa de punta a punta. Los hijos nos cambian, nos llenan, nos enseñan. Es lo más hermoso que me ha sucedido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *